volume_down INFOPICO RADIO 99.9

Cien años de la Armería Roasenda: El día que Juan Bautista Roasenda conoció a su tocayo, Juan Bautista Bairoletto

Cien años de la Armería Roasenda: El día que Juan Bautista Roasenda conoció a su tocayo, Juan Bautista Bairoletto
10 Octubre, 2021 a las 10:00 hs.

En diálogo con “La Redacción” por INFOPICO RADIO 99.9 José María Bertozzi (foto) habló sobre los 100 años que la Armería Roasenda celebró el pasado 25 de abril.

La armería nació de la mano de un cordobés, oriundo de San Francisco, Juan Bautista Roasenda. Llegó el 25 de abril de 1921 y se instaló en una armería llamada “Casa Brigo”, ubicada en calle 15 entre 20 y 22. Tras algunos años, el emprendedor abrió su propio comercio en la calle 11 al 1378, donde todavía se encuentra ubicado al día de hoy la reconocida Armería Roasenda

En cuanto a los inicios, Bertozzi contó que la armería vendía de todo un poco, “rubro armería, reparación, maquinas de coser, Juan Bautista sabía todo, hasta de relojería, a lo que se dedicó durante los últimos años“.

“Si bien era una de reparación, nosotros con el tiempo agregamos las ventas porque no éramos aptos las actividades que él desarrollaba, no sabíamos lo que sabía él”, precisó José María sobre el fundador de Armería Roasenda.

En lo que respecta a la actualidad de la armería, comentó que siempre intentan mantenerse dentro del mercado y agrandarse lo máximo posible, además cuentan con una sucursal de náutica ubicada en calle 9.

“Yo era ayudante general, si él barría yo barría, si habia que hacer mandados iba y los hacía y ahora, aun con la edad, hago lo mismo y atiendo al público”, comentó Bertozzi

Sobre el final, narró una anécdota que el fundador de la armería vivió con el mismísimo ¡Juan Bautista Bairoletto!, uno de los bandidos más renombrados de la historia argentina y pampeana. Según relató, fue uno de esos días en que Roasenda salía a buscar trabajo por los campos e iba acompañado de un panadero de General Pico. “En el cruce de un monte se le aparecieron algunos tipos a caballo, entre ellos Bairoletto, se asustaron tanto que le tuvieron que dar el pan y todo lo que tenían, no les entraba un alfiler del miedo“, contó entre risas José María. 

En esta nota hablamos de:

Noticias Relacionadas: