Adrián Paenza: “Al único al que corearon los hinchas de los Chicago Bulls en toda la historia fue al Chapu Nocioni y no a Michael Jordan”

Adrián Paenza: “Al único al que corearon los hinchas de los Chicago Bulls en toda la historia fue al Chapu Nocioni y no a Michael Jordan”
15 Mayo, 2020 a las 20:45 hs.

  • El matemático argentino, fanático de la NBA, reveló detalles jamás contados de la era del 23 en los Bulls y aunque destacó lo icónico de su figura, apuntó que quien sedujo a los fanáticos fue El Chapu.

El matemático y profesor argentino Adrián Paenza (71) aseguró que en todos los años que sigue a Chicago Bulls, jamás escuchó a los hinchas corear el nombre de Michael Jordan como sí lo hicieron con Andrés Chapu Nocioni.

“Sepan esto que pasó en Chicago: habiendo jugado Jordan durante la cantidad de años que jugó, nunca, nunca, miren que yo lo he visto mucho, nunca la gente gritó el nombre de él. El único jugador en la historia al que corearon fue a Nocioni. Yo se los aseguro, que estaba en la cancha, se me humedecieron los ojos, me corrían las lágrimas por el cuello”, contó Paenza en charla con el basquetbolista Nicolás Laprovittola y el periodista Germán Beder para su podcast Hola, qué tal, ¿cómo estás?.

El matemático agregó sobre el santafecino:”Seguramente jugadores con la destreza individual que tiene el Chapu debe haber muchos, muchísimos, y en Estados Unidos una barbaridad… Ahora, con el corazón de él, no. Manu (Ginóbili) es un jugador de un corazón extraordinario, pero Chapu es un corazón que juega al básquet”, sentenció.

Cabe mencionar que Adrián Paenza reside en Chicago, Estados Unidos, desde hace 18 años, y que desde 1981 tiene un abono para seguir cada uno de los partidos de Chicago Bulls, con lo que cuando Michael Jordan llegó a la franquicia, en 1984, él ya era un habitué del estadio United Center.

“Viví la época de Jordan con un privilegio grande, pienso que fui contemporáneo de tres grandes como Jordan, Maradona y Messi, y es raro”, expresó. Y recordó sobre el legendario MJ: “Me acuerdo que Jordan decía que él sabía que cuando salía a la calle se creaba historia para cada una de las personas con las cuales él se encontraba. Cuando paraba en un semáforo con el auto él sabia que les generaba una historia a los que estaban a su alrededor porque ellos llegaban a su casa y contaban que se habían cruzado con él”.

Por último, dijo que con Jordan también se fue de Chicago la magia de la ciudad: “Es como si se hubiera desinflado todo cuando él se retiró. Después ya no interesaba mucho nada… Imaginate que después de haber visto seis campeonatos en ocho años en los que a cualquier parte donde iban los Bulls era todo un acontecimiento, algo épico, después de que Jordan se fue ya nada fue igual. Jordan se transformó en un ícono de tal proporción que la gente pasó de conocer a Chicago por Al Capone a hacerlo por los Bulls pero sobre todo por Jordan”.

En esta nota hablamos de:

Noticias Relacionadas: