Diputados nacionales del PJ pampeano no votarán el presupuesto nacional 2019: “Resulta imposible apoyarlo”, dijeron

thumb image
24 Octubre, 2018 a las 18:18 hs.



A pesar de lo conseguido, no vamos a apoyar este presupuesto”, dijeron los legisladores nacionales del PJ Melina Delú, Sergio Ziliotto, y Ariel Rauschenberger.

Resulta imposible apoyar un presupuesto que garantiza el cumplimiento de las cuentas fiscales impuestas por el Fondo Monetario Internacional a costa de un ajuste que impacta brutalmente sobre los argentinos. No muestra una sola medida direccionada a la expansión económica como herramienta para salir de la actual crisis. 

Aun así sería contradictorio rechazar nuestros propios logros, esas modificaciones claves que impactan positivamente en las finanzas públicas de nuestra provincia o en el bolsillo de los pampeanos. 

En el medio de estas dos realidades no haber firmado el dictamen de Comisión, no aportar al quórum y abstenernos al momento de la votación, resulta ser una decisión lógica y razonable. 

Además, ya comenzada la sesión, hay que reconocer que el Gobierno no sólo logró el quórum para sesionar sino además cuenta con los votos para lograr la media sanción. Ello, producto de la suma de sus propios diputados y de los acuerdos con gobernadores. Necesidad o convicción, según el caso, son las razones de este acompañamiento. 

El cambio más relevante que logramos en esta discusión presupuestaria, fue recuperar gran parte de la deuda que la Nación tiene con el sistema previsional pampeano. El pago del déficit de los años 2016, 2017 y 2018 y la automaticidad de 2019, es una prueba de ello.

Ya el Gobierno Nacional no podrá obligarnos a firmar el Pacto Fiscal ni a armonizar el sistema jubilatorio con el ANSeS, algo que pondría en riesgo la sustentabilidad del sistema como también el pago del 82 % móvil a los jubilados. 

También, hemos conseguido que se eliminaran los artículos que imponían mayor impuesto a las ganancias a trabajadores públicos y privados de nuestra provincia; otros que eliminaban beneficios a jubilados y trabajadores patagónicos; y se frustró esa idea trasnochada de intentar que el sistema cooperativo quede sujeto a “pagar impuesto a las ganancias”. 

Además no debe pasar desapercibido que dejar sin presupuesto al Gobierno Nacional sería premiarlo. Porque en ese caso la ley de Administración Financiera le otorga amplias facultades para asignar partidas a su gusto y sin restricciones, y así destinar más dinero a cumplir con sus amigos del sector financiero y no apostar a la reactivación económica a partir del desarrollo productivo.