2015: Entre la solidaridad de su gente y la rotura del tejido social

thumb image
31 Diciembre, 2015 a las 21:04 hs.

General Pico ha sido siempre una ciudad solidaria, generosa y comprometida con objetivos sociales. Pero durante este 2015 no hubo grandes proyectos y los gestos generosos y solidarios se entremezclaron con los de violencia e inseguridad.



Fiel reflejo de las buenas virtudes son sus instituciones intermedias. Entre ellas, por destacar una, se encuentra, Bomberos Voluntarios, con más de 600 salidas en el año y un proyecto de crecimiento no solo en cantidad, sino en calidad profesional de aquellos que forman parte de la institución.

Cuando se habla de compromiso social, General Pico, se ha caracterizado por tener siempre una fuerte respuesta y respaldo a los conflictos sociales y a las manifestaciones populares que luchan por un bien común.

Una muestro de ellos fue la multitudinaria manifestación en la causa “NI UNA MENOS”, donde la comunidad se volcó a las calles de la ciudad dando su apoyo masivo.

También lo hizo, pero en un motivo de fiesta, en el aniversario de Pico, donde colmó los terrenos del ferrocarril, para festejar el cumpleaños de la ciudad.

La llegada del Tren despertó muchas expectativas y causó mucha emoción. A algunos piquenses se les cayó una lágrima cuando observó en el horizonte ingresar nuevamente el tren de pasajero.

Mucha gente se ilusionó por esta nueva vía de comunicación, también, por el aspecto económico. Pero todo se fue diluyendo con el correr del tiempo y hoy se sigue esperando nuevamente su regreso.

El compromiso y los gestos solidarios de numerosas campañas se entremezclaron con actos violentos, robos y una creciente utilización de armas. A todo esto se le agregó la falta de trabajo y el cierre masivo de locales comerciales en la zona céntrica.

Esto generó que SEGURIDAD y TRABAJO, sean el principal pedido y la mayor demanda en las campañas políticas.

Otro de los dolores sociales fue el incremento del consumo de drogas. Este nuevo flagelo no respetó instituciones. ni estratos sociales. Varios colegios secundarios de la ciudad presentaron esta problemática. En algunos casos lo negaron. En otras intervinieron a través de instituciones que trabajan en esta línea.

Se cierra el 2015 observando una luz de esperanza en el horizonte píquense y pampeano.

Copy Protected by Chetan's WP-Copyprotect.